Micro

Clasificado en Biología

Escrito el en español con un tamaño de 15,13 KB

 

1  Etiología de las ETS

Las enfermedades de transmisión sexual han sufrido un incremento importante en el mundo debido a la liberalización de las costumbres que los métodos anticonceptivos han provocado, pero también al mejor conocimiento y diagnóstico de estas enfermedades.

Dentro de las ETS se incluyen las clásicas como:

  • Sífilis
  • Gonococia
  • Chancro blando
  • Linfogranuloma venéreo
  • Uritritis inespecífica
  • Herpes genital de tipo 2

Son transmitidos casi exclusivamente por vía genital, también se incluyen otras enfermedades en los que la vía sexual puede constituir el mecanismo de transmisión aunque también se transmite por otras vías  (candidiasis, herpes genital de tipo 1, hepatitis B, infección por citomegalovirus y virus de la inmunodeficiencia humana). Se consideran como ETS las infecciones transmitidas por prácticas sexuales, orales y anales (hepatitis A, salmonelosis, signelosis, amebiasis, giardiasis, crypstosphoriasis, y otros), y las que pueden transmitirse por contacto sexual infección por streptococcus agalactiae, gardnerella vaginalis, mobilincus, pediculosis y sarna). La mayoría de las ETS se localizan en los genitales o zonas adyacentes y pueden diagnosticarse a partir de exudados uretrales, vaginales o endocervicales.

2 Principales ETS

GONOCOCIA

También llamada gonorrea y blenorragia. Es una infección causada por la Neisseria gonohrreae (gonococos gram -), con una morfología típica en grano de café. Se transmite casi siempre por vía sexual y el microorganismo coloniza la superficie mucosas tales como la uretra, el ano, la faringe, etc. El espectro clínico va desde una infección leve que pasa inadvertida para el paciente hasta una septicemia.

En los hombres es frecuente la uretritis aguda caracterizada por una inflamación dolorosa de la uretra y una supuración (gota matinal) abundante con un periodo de incubación de 3-4 días y pudiendo llegar hasta una semana.

El cuadro clínico remite sin tratamiento a los 2 meses en el 95% de los casos, llegándose a la total curación en 6 meses, pero también se puede propagar ocasionando prostatitis.

En las mujeres las manifestaciones son generalmente inespecíficas y por esta causa desempeña un importante papel como transmisora. La sintomatología que podemos encontrar es leucorrea, disuria y prurito, aunque en el 50% de los casos está ausente. Las complicaciones locales más frecuentes son: bartolinitis (glándulas de bartholina), cistitis y vulvitis y otras veces pueden generar EPI (enfermedad pélvica inflamatoria) y peritonitis.

SIFILIS

Es una enfermedad crónica, evolutiva con varias fases producidas por el “treponema pallidum”. La mayoría veces se transmite por prácticas sexuales, aunque también puede adquirirse por contacto directo con lesiones localizadas en genitales, alrededor del ano o de la boca. La fase temprana de la enfermedad considerada como el periodo de incubación, comprende la fase 1º, 2º y 3º y la fase tardía corresponde a las complicaciones graves de la enfermedad.

Fases de la sifilis

  • Sífilis primaria

La sífilis primaria se caracteriza por la aparición de una lesión inflamatoria que se transforma en pápula y se ulcera (chancro). Los treponemas atraviesan las mucosas fácilmente pero parece que no pueden penetrar la piel más que a través de pequeñas escoriaciones. El chancro se localiza sobre todo en el área ano-genital y ocasionalmente en los labios y cavidad oral.

Aparecen hacia las tres semanas entre 10-60 días después del contacto pero solo se hace visible si la concentración de treponemas es grande (tiene que haber en torno a los 10 millones). Suele ser indoloro y duro y desaparece a los 15-30 días de su aparición dejando a veces una pequeña cicatriz. Eventualmente los treponemas alcanzan la corriente sanguínea y originan una infección generalizada, no todos los pacientes desarrollan el chancro y en otras puede estar oculta (si se encuentra en recto, cérvix, intrauretral…).

  • Sífilis secundaria o periodo florido

Se desarrolla a las 6-8 semanas tras la aparición del chancro y corresponde a una importante septicemia treponémica. Sus manifestaciones van a variar de unos individuos a otros y en algunos casos pueden ser inespecíficos.

El signo más característico es una rosada (exantema maculo-papular) la cual desaparece espontáneamente sin dejar cicatrices. También puede aparecer alopecia y lesiones en numerosos órganos (articulaciones, ojos, huesos, SNC…).

  • Sífilis latente o fase asintomática

Sucede a la sífilis secundaria tiene una duración variable, a veces tan larga que solo un tercio de los pacientes no- tratados desarrollan posteriormente la fase tardía y otros se curan espontáneamente.

  • Sífilis tardía

Aparece a los 8-10 años y a veces más o incluso no puede aparecer. Es lo que presenta complicaciones graves como manifestaciones cutáneas viscerales, vasculares, oculares y neurológicas.

Estas lesiones suelen ser muy pobres en treponemas, por lo que se piensan que son el resultado de una manifestación de hipersensibilidad retardada por un pequeño número de bacterias que persisten dentro del organismo, en concreto, en los ganglios. Esta fase se mantiene hasta la muerte del enfermo.



URETRITIS INESPECÍFICA

Se llama también uretritis no-gonocócica (UNG), se engloban aquellos procesos primarios causadas por la Chlamydias Trachomatis, trichomonas vaginalis, cándida albicans, y especie Haemophylus y otros agentes como son el virus del herpes simple y el estreptococcus agalactiae.

La UNG son dos de las ETS diagnosticada con más frecuencia y de mayor incidencia en los últimos años. Inciden sobre todo en los hombres y no presentan una sintomatología típica. Los síntomas son: exudado moderado o leve acuoso, turbio, de predominio matinal y a veces con disuria y prurito.

En muchos casos, el proceso es asintomático, sobretodo en la que la cual puede transmitir la infección al feto durante su paso por el canal cervical. La chlamydia trachomatis es el agente etiológico más frecuente (60-70% de los casos) y no es raro que la uretritis gonocócica esté implicada con la infección por chlamydia la cual se introduce en la célula y permanece en estado latente hasta desarrollar una patología.

Muchas de estas uretritis suelen ser recidivantes y pueden tender a la cronicidad, dando lugar a diversas complicaciones: prostatitis, bartonillitis, faringitis, conjuntivitis, etc. En el feto puede causar conjuntivitis y afección pulmonar por contagio a su paso por el canal del parto aproximadamente un 1% de los pacientes con uretritis inespecífica no- gonocócica pueden  desarrollar Síndrome de Reiter.

VAGINITIS INESPECÍFICA

Cuando existe secreción vaginal y se han excluido los patógenos comunes como son: Neisseria gonorreae, cándida albicans y las trichomonas vaginalis) se habla de vaginitis inespecífica.

Se caracteriza por la presencia de un flujo fino, moderado, homogéneo grisáceo y maloliente con un pH superior a 4.5 que huele a pescado cuando se le añade KOH por la presencia de putrecina y calaverina.

En el examen microscópico en fresco se descubren pocos leucos polimorfonucleares y grandes acúmulos de bacilos pequeños y móviles adheridos a la superficie de células epiteliales de descamación a las que les confiere un aspecto de células rebozadas.

Su etiología se ha relacionado con la presencia de altas concentraciones de algunas especies de bacteroides y prevotella (bivia, disiens) también se ha relacionado con la gardnerella vaginalis y con especies del género mobiluncus (son bacilos Gram variables, anaerobios, móviles y curvados).   

CANDIDIASIS GENITAL (importante)

Se debe a la candida Albicans pero también son frecuentes la candida glabrata y otros hongos levaduriformes

No siempre son transmitidas por contacto sexual y afecta más a la mujer que al hombre. Las formas clínicas más comunes son:

  • Vulvovaginitis en mujer
  • Balanitis en hombre
  • Uretritis en ambos

En la vulvogafinitis la vulva y labios aparecen inflamados, rojizos y con pseudomembranas cremosas

Los pacientes suelen quejarse de prurito, escozor y dispareunia (coito doloroso ya sea al principio, durante o al final)

Se produce abundante leucorrea blanquecina, cremosa y maloliente aunque otras veces el flujo es escaso, espeso y adherente por lo que los síntomas son poco evidenciables.

La vulvovaginitis supone de un 25% - 30% de las infecciones vaginales en especial durante el embarazo. A veces presenta brotes de repetición por la toma de antibióticos/ anticonceptivos, irritación por ropa interior y sexo con hombres afectados de Balanitis.

La balanitis está muy relacionada con la existencia de vaginitis en la pareja sexual y es más frecuente en hombres no circundados

El glande y el prepucio muestran en su superficie unas lesiones rojas dolorosa y generalmente rodeadas de un pequeño halo inflamatorio y cubiertas por un deposito blanco- cremoso

El paciente tiene quemazón y prurito

El proceso puede complicarse con uretritis y cistitis aguda y crónica.

TRICHOMONIASIS

La t. vaginalis produce en la mujer vulvovaginitis caracterizada por una abundante leucorrea con un tono amarillo grisáceo verdoso fétida y espumosa con un prurito intenso y una inflamación vaginal con un fácil sangrado aunque otras veces puede ser asintomática en el hombre ocasiona uretritis con un exudado mucopurulento de aparición intermitente o con episodios de balanitis después del coito con inflamación crónica del glande y prepucio (balanopostitis)

Las complicaciones que pueden derivarse son:

  • Prostatitis
  • Bartolinitis

La infección no siempre se contra por sexo. A veces por toalla, retretes etc…

 

 

 

CHANCRO BLANDO

También llamado cancroide. Infección producida por Haemophylus ducreyi

Se caracteriza por la aparición de uno o varios cancros localizados en el glande y los labios vulvales. Son muy dolorosos y sangrantes.

Es de color rojizo en los bordes y cubiertos por un exudado blanco-grisáceo.

La infección se puede extender a los muslos y más raramente a la boca a las manos y mamas

INFECCIONES VIRICAS

Constituyen un verdadero problema por loe efectos que puede acarrear al feto y a los recién nacidos

Etas infecciones son difíciles de diagnosticar y prevenir por la falta de agentes antivirales específicos y efectivos

El virus del herpes simple (VHS) tanto el tipo 1 labial como el tipo 2 genital se localiza en el pene uretra vejiga, testículos y próstatas del hombre y vulva vagina uretra y vejiga de las mujeres

Desarrollan unas vesículas en el lugar de la infección a los 3-6 días después del contagios que posteriormente se transforman en ulceras y si no infectan cicatrizaran

Las lesiones provocadas por molluscum contagiosum (poxvirus) son pápulas lisas brillante entre 3-6 mm con un aspecto que varía de perlado a cremoso y semejante a pequeñas verrugas

Se localizan en el pene, vulva y vagina. Los condilomas acuminados originados por el papovirus conocido como el virus del papiloma humano (VPH) se localizan en el pene, vulva, vagina y se entiende hasta el cuello uterino y ano.

Aparecen como pápulas agrupadas con aspecto de coliflor de un tamaño considerable y  una superficie afilada

Diagnostico microbiológico de las ETS

  • Formas de muestras: por exudado vaginal, uretral o por otras muestras como recto faringe semen orina etc…
  • Examen microscópico: microscopia directa, un montaje húmedo con Gram o cultivo en placa de Petri
  • Técnicas serológicas: en la sífilis se usa técnicas no treponémicas que detectan reaginas VDRL y RPR

También  se realizan técnicas de Hemoaglutinaciones TPHA inmunofluorecencia FTA