Nuevas técnicas narrativas en la novela contemporánea

Clasificado en Lengua y literatura

Escrito el en español con un tamaño de 6,44 KB

 

MONÓLOGO INTERIOR Llamada también la “corriente de la conciencia”. Usado en la novela a partir de la publicación de Ulyses (1922). Esta técnica presenta el mayor grado de subjetividad en la novela, pues en ella está ausente la voz del narrador que adopta el punto de vista del personaje y ve como el pensamiento va surgiendo y formándose.

El creador del monólogo interior es un francés del siglo XIX, Dujardin. Éste nos proporciona la mejor definición de esta técnica: “El monólogo interior, como todo monólogo, es un discurso del personaje de que se trata y tiene por objeto introducirnos directamente en la vida interior de ese personaje, sin que el autor intervenga es sus explicaciones o diálogos.”

Es la forma más cercana al subconsciente, es un discurso anterior a toda organización lógica, que reproduce el pensamiento en su estado naciente. Se realiza en frases directas, reducidas al mínimo sintáctico.

Hay dos tipos de monólogos:

  • Monólogo ordenado o lógico: el fluir de la conciencia del personaje se ordena lógicamente en la escritura.
  • Monólogo caótico: reproduce fielmente en la escritura de las espontáneas asociaciones mentales del personaje.

 

CONTRAPUNTO Consiste en presentar en la novela varias historias que se combinan y alternan. El término contrapunto aplicado a la música, se aplica a la literatura a partir de la novela titulada Contrapunto, de Huxley. Es una técnica que da mayor dinamismo a la novela, presentando simultaneidad de tiempos, lugares o personajes sin previo aviso, lo que puede provocar confusión en el lector no acostumbrado a esta técnica.

 

CONDUCTISMO O BEHAVIORISMO Tiene su base en la objetividad del relato. El narrador desaparece totalmente y son los personajes de la novela con su conducta o actuación los que nos transmiten el mensaje. El tiempo narrativo es un estricto presente sin la más mínima referencia a un pasado o futuro. Se desdecía al personaje individual a favor del protagonista colectivo, por ejemplo El Jarama.

 

TÉCNICA PERSPECTIVA O RELATO MULTIVISIONAL Consiste en la narración de un mismo acontecimiento desde diversos puntos de vista, diversos personajes, cada uno de los cuales nos da la interpretación que a él le es posible dar por su conocimiento parcial de los hechos. De esta forma, la suma de interpretaciones parciales da el auténtico sentido de la historia narrada, y con ello se evita la unilateralidad de un solo narrador. El ejemplo más logrado: Mientras agonizo, de Faulkner, donde la historia es narrada por la conciencia de los siete hijos, cuyos monólogos interiores forman la novela.

 

FLASH BACK Se usa en el cine para designar una o varias secuencias de carácter retrospectivo. Aplicada a la novela, esta técnica se produce cuando se rompe el orden cronológico y lineal del relato para evocar hechos ocurridos en una época anterior al momento en que se encuentra la historia. Es una técnica que se ha extendido de tal forma que la encontramos incluso en las más tradicionales novelas actuales.

 

EL DESORDEN CRONOLÓGICO Se ha convertido en uno de los rasgos más característicos de la novela contemporánea. En la novela tradicional, la estructura más frecuente era la lineal y ordenadamente cronológica, es decir, se producía un perfecto ajuste entre la sucesión de los capítulos, de los acontecimientos, de las páginas y la secuencia temporal. Si se producía algún salto en el pasado, éste quedaba justificado por el autor en una serie de aclaraciones. La novela contemporánea se caracteriza por el entrecruzamiento de distintos planes temporales, es decir, se distorsiona o comprime el tiempo según lo exige el relato. Cuando apareció el Ulyses, una de las cosas que más llamó la atención fue que la acción de la novela durara un día escaso, a pesar de que poseía una extensión de 900 páginas; esto produce una complejidad en la novela (gran condensación del tiempo= gran condensación de la historia). También en la novela española del siglo XIX se encuentran formas peculiares de tratar el factor tiempo, así en La Regenta, de Clarín, la primera mitad de la novela abarca tres días y la segunda parte tres años. También al existir novelas de protagonista colectivo La colmena, de Cela, hace que se comprima el tiempo porque en un breve período temporal se puede hallar mejor el carácter modélico que poseen estas novelas.

 

EL ESPACIO La transformación en el tiempo ha determinado una modificación en el concepto del espacio. Aunque ahora los espacios se limitan mucho más y a veces, no son sino una casa, una habitación, o incluso espacios interiores del propio protagonista, sin que interese el marco en que se desenvuelve.

La “nouve novelle” es capaz de dedicar una página entera a la descripción de una ventana.

 

ESTRUCTURA EXTERNA DE LAS NOVELAS Es frecuente que el capítulo desaparezca totalmente y la novela se componga de una serie de secuencias (término tomado del cine: sucesión no interrumpida de planos, que en una película se refieren a una misma parte o aspecto del argumento. Secuencias separadas por espacios en blanco, sin numerar, como por ejemplo Tiempo de silencio, de Martín Santos;  e incluso la tradicional división en capítulos se transforma en una sola frase a lo largo de todo el libro, por ejemplo Una meditación, de Juan Benet, La saga fuga de JB, de Torrente Ballester.

Se tiende a borrar la separación entre poesía y prosa. La novela, en algún caso, tiene aspecto de poema; la frase se rompe en varias líneas, se usan diversos tipos de letras, de puntuación, insertan grabados, textos periodísticos, es decir, se llega así a la novela entendida como un juego.