Valle

Clasificado en Lengua y literatura

Escrito el en español con un tamaño de 3,63 KB

 

En 1868, la revolución, conocida como la Gloriosa, provocó la caída de Isabel II y el exilio de la familia real. Valle se inspiró en la figura y en la muerte del novelista Alejandro Sawa y critica a políticos reales. Posteriormente, en 1928 explica su visión del teatro en una entrevista en el diario ABC: de rodillas, de pie o levantado en el aire. Valle-Inclán deforma de manera sistemática los rasgos de los personajes y el entorno que los rodea, exagerándolos y ridiculizándolos para mostrar la degradación espiritual y social en la que viven. Gracias a esta deformación de la realidad, Valle-Inclán logra reflejar con exactitud la vida español, muy deformada por la injusticia, la miseria, la opresión y la incultura.Valle-Inclán desmonta a sus personajes y los imposibilita para ser héroes., para ello utiliza varias operaciones esperpentizadoras como: desclasar, deshumanizar, cosificar, animalizar e idiotizar a sus personajes.

Desclasar: Todos los personajes, pertenezcan a la clase social que sea, tienen en común la golfería, la ignorancia, y la desidia. Don Latino, el Ministro, las prostitutas callejeras, Zaratustra o La Pisa Bien comparten el mismo nivel de miseria moral, practican o amparan el robo y se aprovechan de las circunstancias para sacar beneficio propio. Deshumanizar: Valle-Inclán vacía a los personajes de razón, sentimientos y cultura hasta transformarlos en meros títeres y fantoches. Para ello emplea la cosificación (descripción de los personajes únicamente por los objetos que los caracterizan, ignorando sus rasgos personales), la muñequización (los personajes llegan a tener la categoría de personajes de guiñol, de muñecos sin dignidad, desposeídos de rasgos heroicos) y la animalización (los personajes adquieren rasgos propios de los animales. Es el recurso más empleado para esperpentizar.)

 

Idiotizar: Todos los personajes de Luces de Bohemia utilizan un lenguaje maquinal, disparatado y frívolo. Y sufren una especie de idiotización colectiva, fruto de la ignorancia y del egoísmo. No se preocupan por discernir la verdad del engaño o la justicia de la injusticia.

Los personajes de Luces de Bohemia se mueven por unos espacios casi siempre mal iluminados, sucios y chabacanos. La falta de luz es muy importante, ya que simbólicamente significa la falta de la luz de la inteligencia. Falta luz ambiental y mental. Por tanto, la falta de luz de los personajes se reflejará simbólicamente en unos espacios siempre mal iluminados y chabacanos, con gustos vulgares.

Como podemos ver, el uso del humor, la ironía y el sarcasmo son continuos en el afán de Valle-Inclán por esperpentizar la injusta realidad que percibe su entorno.

Valle-Inclán utiliza todos estos recursos esperpentizadores como técnica de distanciamiento para que el espectador no se implique emocionalmente y sienta que lo que está viendo es una “representación” de la realidad, no la realidad misma.

Luces de Bohemia es una obra circular. Consta de quince escenas yuxtapuestas cuyos mecanismos de cohesión se basan en la repetición de algunos elementos como la presencia en escena de la pareja protagonista. La obra se puede dividir en dos conjuntos de escenas: las doce primeras corresponden a la vida y muerte de Max (doce horas, entre la salida de su casa al anochecer y su regreso en la madrugada para morir). Y el epílogo (de idéntica simetría temporal, el velatorio termina a las cuatro y obra concluye de noche en la taberna de Pica Lagartos).

Entradas relacionadas: